Tabla de vacaciones | Todo lo que tienes que saber

¿Cuántos días de descanso le toca a cada trabajador? Esta es una de las preguntas más frecuentes que se hacen los empleados. Un instrumento útil para calcular esos períodos, es la tabla de vacaciones. Por lo tanto, observa cómo es utilizada esta herramienta y la forma en la que se establecen los lapsos de asueto laboral.

¿Para qué se ha creado la tabla de vacaciones?

Se ha creado para calcular los plazos de vacaciones. Para hacerlo, solo se traduce la regla expuesta en la ley federal del trabajo. Se debe hacer una equivalencia entre la antigüedad del trabajador y los días de descanso que le corresponden. Es decir, si alguien trabaja entre 5 y 9 años, la correspondencia en asueto laboral es de 14 días.

¿La tabla de vacaciones sirve como un registro laboral?

Sí. De hecho, esta tabla de vacaciones permite registrar los días de descanso que se le otorgan a cada uno de los trabajadores. Basándose, en el tiempo que lleva cierto obrero en la empresa. Incluso, la columna nombrada: antigüedad, debe organizarse de manera ascendente para no obtener resultados erróneos.

En esa tabla se exponen los rangos de años trabajados y a un lado se indican los días correspondientes.

¿De qué manera se otorgan las vacaciones?

De qué manera se otorgan las vacaciones

La ley federal del trabajo en su apartado 76, plasma de forma clara como se determinan estos periodos de descanso.

  • Aquellos empleados que trabajen más de un año, disfrutan de un lapso vacacional pago. De ninguna manera, este periodo puede ser inferior a los 6 días de labor. Al pasar los años, el plazo va aumentando hasta llegar a 12.
  • Luego del cuarto año, los días de vacaciones aumentarán en 2, cada 5 años de trabajo.

De esa manera, en el primer año de trabajo recibirás 6 días de descanso. Al cabo del tiempo, la cifra aumentará y podrás percibir hasta 24 jornadas feriadas, las cuales serán pagas.

¿Y si no se trabajó el año completo?

En esos casos, el dueño de la empresa determinará la cantidad de vacaciones según los periodos laborados. Es decir, si el trabajo fue temporal, los lapsos de asueto serán una proporción de los días cumplidos durante ese año. Para realizar esa equivalencia, es de gran utilidad la tabla de vacaciones, donde el patrón registrará el tiempo que trabajaste.

¿Cómo serán pagadas esas vacaciones?

Durante todo este periodo, el jefe deberá pagar el mismo sueldo que reciben los empleados cuando no están de vacaciones. Además, se le debe cubrir al trabajador la prima vacacional del 25% de los pagos correspondientes a los días de asueto.

Los días de descanso no se pueden intercambiar por dinero, solo se le debe otorgar al trabajador las vacaciones correspondientes. Si el trabajo no duro el año, el empleado tiene derecho a pedir una compensación por el tiempo trabajado.

¿Se debe otorgar alguna constancia de las vacaciones?

Sí. De hecho, cada patrón se encuentra en la obligación legal de entregar un registro anual a todos sus empleados. El cual contiene: Antigüedad del trabajador, el número de días a descansar y la fecha en las que se pueden acceder a ellas.

Lo que sucederá si no son otorgadas las vacaciones

Como trabajador, tienes el derecho legal de demandar a tu jefe. La solicitud será para pedir el pago de los días de descanso y la prima vacacional. Sin embargo, solo cuentas con un periodo de 1 año para que la denuncia pueda proceder.

En resumen, la tabla de vacaciones es una herramienta que te permite saber cuántos días de descanso vas a percibir. Mientras que, por otra parte, tu jefe puede calcular esos periodos valiéndose de este instrumento. Es un elemento útil para ambas partes.

Deja un comentario